Joel's Blog

Videojuegos, Linux, Programación, Anime, Música… y uno que otro delirio personal

Ready Player One

Ready Player One es una novela de ciencia ficción escrita por Ernest Cline y publicada en el 2011, hecha audio-libro un año después y que actualmente Warner Bros. está planeando llevarla a la pantalla grande.

ready_player_one

La historia se desarrolla en un futuro 2044 donde la economía mundial está peor que nunca, la sobre-población ha hecho que los alimentos, combustibles y fuentes de energía sean lujos que la gente a duras penas se puede permitir. En este deprimente futuro existe algo similar a La Matrix, un servicio de realidad virtual donde la gente acude a trabajar, estudiar, reunirse y divertirse sin necesidad de salir de sus casas, el nivel de realismo que logra esta simulación de nombre Oasis es prácticamente indistinguible de la realidad, por lo que mucha gente prefiere aceptar esta simulación como su realidad, al tratarse de un universo más agradable, limpio y próspero que el mundo real.

El creador de esta realidad virtual es un tal James Donovan Halliday, que se hace llamar Anorak en Oasis, un mega-multi-millonario que el día de su muerte hace un video-testamento donde invita a todos los habitantes de Oasis a que aquel que encuentre las tres llaves y logre encontrar el huevo de pascua oculto en el juego será dueño de su increíble fortuna y de Oasis, lo que motiva a una inmensa cantidad de gente a estudiar todo lo relacionado a las cosas que le gustaban a Anorak, mucha cultura de los años en que las consolas eran de 8 y 16 bits, música, películas y libros de los 80s.

El protagonista de la historia es un jóven de nombre Wade Owen Watts, que se hace llamar Parzibal en Oasis, es un huérfano que vive con su tía en una casa rodante apilada en un conjunto de torres (forma muy común en la que vive la gente en este futuro), que junto a otros habitantes de Oasis está en busca del huevo de pascua, a estos jugadores se les conoce con el nombre de “Gunters” (una amalgama de las palabras inglesas Egg Hunter), motivado por salir de la miseria que lo rodea lleva sus estudios de las cosas que le gustaban a Anorak a niveles de un auténtico geek (a.k.a. Friki).

Las cosas empiezan a cambiar para Parzibal el día que encuentra la primer llave y que la gente llevaba 5 años buscando incansablemente, llevándolo a la fama y recibiendo dinero de patrocinadores que contratan a su avatar para promocionar sus productos y servicios, pero no todo es bueno, ya que gracias a su descubrimiento la gente fue capaz de deducir donde podía encontrarse la llave y ahora debe competir con millones de competidores que le pisan los talones, gente buena de la que se hace amigo y gente mala que incluso lo amenaza de muerte.

En el mundo real existe una empresa multi-millonaria conocida como IOI, cuyo objetivo es encontrar el huevo de pascua, obtener los millones de Anorak y sobre todo, ser dueña de Oasis, con el fin de cobrar por casi cualquier cosa que se pueda cobrar, inundar de anuncios publicitarios cualquier rincón posible y obtener de este modo todas las ganancias posibles que se pueda exprimir de los ciudadanos de Oasis. Para lograr este objetivo IOI contrata miles de empleados (conocidos como “Sixers“, debido a que, en lugar de nombre, sus nicks son una serie de números que empiezan por el número 6) para buscar el huevo de pascua. Equipados con equipos de alta tecnología y conectados entre ellos para hacer la búsqueda del huevo más fácil son plenamente odiados por todo Oasis.

Tras rechazara ayudar a los Sixers, IOI hace explotar la torre donde él y su tía vivían, por lo que no solo su personaje virtual corre peligro… también su vida real está amenazada y la de sus amigos, por lo que la búsqueda se vuelve una venganza para evitar que los despiadados directores de IOI sean los dueños de lo único bueno que le queda a la gente.

El libro es un homenaje a los videojuegos, películas, música y libros de los años 80, pero no por eso quiere decir que la gente que vivió su juventud durante esos años sean los únicos que disfrutarán el libro, tiene elementos que me hicieron recordar películas como Matrix, The 13th floor y Dark World, hayas o no visto, jugado, escuchado o leído los productos que se mencionan en el libro la historia principal se disfruta sin problemas, a mi me ha encantado el libro, cierto que conozco la gran mayoría de las cosas que le gustaban a Anorak, pero eso solo es un añadido extra que hace que los nostálgicos le tengamos más cariño a la historia.

Algo que me gustó mucho es el desarrollo del final, los últimos libros (Diablo: legado de sangre, Historias de Terramar: Un mago de Terramar y Área 81) que leí tuvieron finales muy simples, casi como si estuvieran apresurando al autor a que terminara el libro, muy pocas páginas, sin complicaciones… no sé bien como explicarlo, pero aquí fue algo tan épico que no pude dejar de leer los últimos cuatro capítulos hasta terminarl el libro… y eso que estaba muy desvelado y quería irme a dormir.

Una lectura plenamente recomendada, creo que desde que leí “El nombre del viento” y “El temor de un hombre sabio” no había leído algo que me gustara tanto y me tuviera tan intrigado.